Blog

La Seguridad Social demandada por negar una incapacidad permanente absoluta

incapacidadpermanenteabsoluta La Seguridad Social demandada por negar una incapacidad permanente absolutaUna vecina de Reus, María Riera, ha interpuesto una demanda contra el Instituto Nacional de la Seguridad Social (INSS) y la Tesorería General de la Seguridad Social por negarle una incapacidad permanente absoluta. La mujer está afectada por varias enfermedades en un grado severo, a saber, Síndrome de Fatiga Crónica, Fibriomialgia y Sensibilidad Química Múltiple (SQM) con carácter crónico. El mismo INSS reconoció en mayo que la afectada tenía estas dolencias. Sin embargo se niega a reconocer la incapacidad permanente absoluta sobre la base de que “no presenta reducciones anatómicas o funcionales que disminuyan o anulen su capacidad laboral”.

Por su parte, el ABS de Reus del Institut Catalá de la Salut, señala justamente lo contrario, esto es, que las enfermedades que padece la paciente no solo la incapacitan para trabajar, sino que además merman considerablemente su calidad de vida. Por otra parte, la posibilidad de tratamiento es inexistente, dado que la SQM hace que no tolere los fármacos.

La ayuda económica que supone la pensión por incapacidad permanente absoluta es necesaria para María Riera, quien necesita todos los meses 400 € para las máscaras filtro o el declorificador de la ducha.  La pensión solicitada asciende a 985 €.

Desde nuestro punto de vista, María Riera sí que “presenta reducciones anatómicas o funcionales que disminuyan o anulen su capacidad laboral”, estando en condiciones de percibir una pensión por incapacidad permanente absoluta. De hecho, dadas sus dolencias no puede desempeñar ningún trabajo pues es dudoso que ni tan siquiera pueda salir a la calle. En nuestra opinión, salvo excepciones contadas, el INSS niega las pensiones por incapacidad permanente absoluta de forma sistemática y si cuela, cuela. En este caso, la afectada ha hecho lo correcto al demandar al INSS y a la Tesorería General de la Seguridad Social, pues de otro modo no sería beneficiaria de la pensión por incapacidad permanente absoluta que le corresponde.

Si la Seguridad Social se niega a concederte la pensión por incapacidad permanente absoluta que por derecho te corresponde, no dudes en ponerte en contacto con nosotros. Nos haremos cargo de tu caso gustosamente.

Tags:

Los comentarios están cerrados.

 
Comparte Esta Página
 
Delicious